En el Mundo

Obispos llaman a cristianos a participar en DEBATE sobre el aborto en Argentina

UnknownRecordando que la vida es un don divino, han motivado a los fieles a no mantenerse al margen ante esta situación.

23/Febrero/2018

LUEGO que el Gobierno habilitara la discusión en el Congreso sobre la despenalización del aborto en el Código Penal, la Conferencia Episcopal Argentina (CEA) emitió un comunicado para advertir que no puede aceptar el principio de eliminar la vida del más débil y para alentar a los cristianos a participar en el debate.

“JUNTO con todos los hombres y mujeres que descubren la vida como un don, los cristianos también queremos aportar nuestra voz, no para imponer una concepción religiosa sino a partir de nuestras convicciones razonables y humanas”, expresó la CEA en su comunicado emitido ayer 23 de febrero.

EN Argentina existe el “aborto no punible” en los casos de riesgo de salud de la madre y por violación de una mujer demente.

“NO punible” quiere decir que el aborto es considerado un delito, pero no recibe sanción en estas causales.

EL anteproyecto de reforma del Código Penal se presentará el 8 de marzo y modificaría el artículo 86, agregando que el aborto se podría practicar en casos de violación, sin obligación de denunciar al violador, y por peligro para la salud mental de la madre.

EN su comunicado los obispos recordaron que la vida es un don, cuya llegada se refleja en el rostro de alegría de los padres. Sin embargo, reconocieron que a veces “la concepción de esa vida no fue fruto de un acto de amor, y hasta pudo haber sido consecuencia de una acción de abuso y violencia hacia la mujer”.

EN esos casos “surge la pregunta humana y ética sobre qué hacer”, señaló la CEA, que lamentó que muchas veces se caiga en el planteamiento de enfrentar a dos personas en situación de vulnerabilidad: a la mujer “que no decidió ser madre” y “la vida humana concebida que no se puede defender”.

“DEBIÉRAMOS escuchar tanto las madres embarazadas que sufrieron una terrible violencia sexual, como así también contemplar el derecho a la existencia de los inocentes que no pueden defenderse”, indicaron, pues “¿hay que optar por una vida y eliminar a otra?”.

EN ese sentido, advirtieron que “la eliminación de la vida humana del que no se puede defender instaura el principio de que los más débiles pueden ser eliminados; acepta que unos pueden decidir la muerte de otros”.

EN su texto, los obispos también indicaron que el camino para abordar estas situaciones es la implementación de políticas públicas” que den una “educación sexual integral de la ciudadanía”, “reconozcan la dignidad de la vida humana” desde su concepción, encaren “las causas de la violencia hacia la mujer” y “acompañen, desde lo social, las situaciones de conflicto y atiendan las heridas que quedan por sanar en quienes están atravesando por estas situaciones”.

ASIMISMO, se dirigieron a los parlamentarios para recordarles que el tema del aborto “toca profundamente el tejido de nuestra sociedad”.

“QUE este debate nos encuentre preparados para un diálogo sincero y profundo que pueda responder a este drama, escuchar las distintas voces y las legítimas preocupaciones que atraviesan quienes no saben cómo actuar, sin descalificaciones, violencia o agresión”, expresó la CEA.